El mono chillón de tu mente

Nuestra mente suele estar hiperactiva… llena de pensamientos, emociones, preocupaciones, anticipaciones, etc. 

Solemos estar tan acostumbrados a este funcionamiento de la mente, que ya ni siquiera nos damos cuenta de la saturación que tenemos. 

Los budistas dicen que todos los seres humanos, tenemos un mono chillón en nuestra mente. 

Yo me lo imagino como un mono pequeño e hiperactivo, que no para quieto, correteando de un lado a otro de mi mente, desorganizándolo todo. 

De hecho muchos días me siento yo misma como este mono chillón que vive en mí, aunque es algo que solo ocurre cuando me pierdo a mí misma y me abandono. 

Conociendo a tu mono chillón

Conocer este mono chillón e hiperactivo que vive en ti, no es fácil, pero es posible. 

Yo lo conocí cuando empecé a meditar. 

Y es que este mono se deja ver y sentir cuando nos paramos, cuando frenamos y dejamos de hacer aquello que nos distrae y entretiene. 

Al cerrar mis ojos y respirar con calma, mi mono sale a la luz…

Hay días donde no para de lanzarme tareas y cosas que tengo pendientes por hacer. Otros días, rescata recuerdos del pasado y me sorprende con cosas que hacía tiempo no pensaba. Hay días que este mono me muestra un torrente de pensamientos insignificantes y otras veces me susurra todas mis preocupaciones. 

Todo esto lo hace con tal rapidez, que me impide fijarme en esas cosas que me muestra y acabo sintiéndome agotada. 

Por esta razón hay muchas personas que abandonan la meditación… por su mono chillón. 

La realidad es que la meditación nos confronta con este mono porque siempre ha vivido en nosotros, solo que no siempre lo hemos escuchado ni hemos reconocido su presencia. 

Y es que tomar conciencia de la existencia de este mono, es el primer paso para conocernos bien. 

Porque nos muestra cosas importantes de quiénes somos y de lo que es importante para nosotros. 

En realidad, la metáfora del mono chillón, es una manera didáctica para comprender la verdadera naturaleza de nuestra mente. Porque la función de la mente, es pensar.

Cuando decimos que la mente es como un mono chillón, en realidad lo que estamos diciendo es que no para de moverse, de crear recuerdos, pensamientos y emociones. 

Las primeras veces que observamos el caos de nuestra mente, nos podemos agobiar mucho. Pero cuanto más observemos la mente a través de la meditación, mejor nos conocemos y empezamos a calmar a este mono hiperactivo que nos agobia. 

Escuchando y calmando a tu mono

La clave está en escuchar a mi mono chillón.

Y esto lo logro cuando me dedico unos minutos para meditar. Durante la meditación, la intención no es dejar de pensar, sino más bien observar la mente para aprender cómo funciona y así lograr entrenarla para que ésta se centre más en el presente y menos en los pensamientos.

Escuchar a nuestro mono, supone quedarnos con él, con ese caos mental que nos lleva de un recuerdo a un pensamiento y de ahí a una anticipación. 

Pero cuando escuchamos de manera consciente, nos convertimos en observadores. Observamos hacia dónde nos lleva el mono, pero no nos enredamos con lo que nos muestra, mantenemos la distancia emocional y vemos con perspectiva los saltos que va dando en nuestra en mente. 

Tomar perspectiva de los mensajes de nuestra mente, es clave para no aferrarnos a ellos y sentir que nuestros pensamientos son la realidad, porque no es así. 

Nuestros pensamientos son solo hipótesis sobre la realidad, no son la realidad. Por eso es importante observar desde la distancia los contenidos de la mente. 

Cuando hacemos esto, recordamos que nosotros no somos los pensamientos ni las emociones. Somos el observador de todas estas cosas, incluyendo de nuestro mono hiperactivo. 

Este mono es totalmente libre y camina como quiere en nuestra mente.

Pero esto no siempre tiene que ser así, de hecho, podemos hacer algo para calmar a nuestro mono… RESPIRAR.

Cuando respiramos de manera consciente, con calma, atendiendo a cada inspiración y a cada espiración, el mono comienza a reducir su ritmo.

Al conectar con nuestra respiración, le damos un espacio a este mono para que él también respire, para que se calme. Por eso la respiración es nuestra gran aliada, porque nos da espacio y tiempo para ver las cosas en perspectiva

Durante tus meditaciones, cuando sientas que te visita tu mono chillón… obsérvalo, escúchalo y respira con conciencia. De esta manera centras tu atención en algo externo a tu mente y podrás tomar distancia de lo que te preocupa. 

Tu mono es un aliado, pero no le des todo el poder de tu atención

Más artículos

Solo queda un paso...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la guía

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.

Solo queda un paso...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la meditación

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.

Solo queda un paso...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la guía

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.

Ya casi está...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la guía:

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.

Solo queda un paso...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la guía:

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.

Solo queda un paso...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la meditación

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.

Solo queda un paso...

Rellena estos datos para que pueda enviarte la guía

Elena Alameda Jackson como responsable del tratamiento y legitimado por tu consentimiento tratará tus datos con la finalidad de gestionar el envío de información y prospección comercial y envío de boletines informativos. Tus datos estarán alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaign, que se encuentra en EE.UU y adherida al acuerdo Privacy Shield. Tienes derecho a acceder, rectificar, oponerte y suprimir tus datos, así como otros derechos, en info@cuidado-psicologico.es o ante la autoridad de control. Tienes información adicional en la política de privacidad.